No cabe la menor duda de que en nuestro país contamos con cientos y cientos tipos de bailes o danzas regionales diferentes, agrupados geográficamente. Cada uno de ellos distinto del anterior y todos ellos con la esencia particular de cada zona, y la música acompañando cada paso de baile. Aunque aquí solo vayamos a mencionar algunos de los más destacables es importante que no olvidemos que hay muchos más y todos ellos constituyen un rasgo de cultura de nuestro país.

Los que más tradición llevan a sus espaldas con un pedazo de historia pegado a sus movimientos son los siguientes:

Por qué no comenzar este repaso por las sardanas, típicas de Cataluña. Sus orígenes se remontan al siglo XVI pero la sardana que se baila actualmente es la que se empezó a conocer en el siglo XIX.

Este tipo de baile, es un baile en grupo. Donde todos los integrantes están agarrados de la mano mientras forman un gran círculo en el que se aprecia el intercalado de hombre y mujer; ambos con los brazos elevados. La música que acompaña a la sardana la interpreta la cobla.

Algunas de las sardanas más conocidas son la de ‘La LLevantina’ o ‘La Santa Espina’.

adfCerca de Cataluña nos encontramos con la Jota Aragonesa, de Aragón. Cuya procedencia se cree que es árabe aunque no es algo que esté establecido. La jota que se baila actualmente es de principios del siglo XIX. Para este tipo de baile regional es importante conocer sus pasos de punteado de punta y talón con pequeños saltos. Y la pose característica de brazos en alto y arqueados.

Su música es interpretada por la rondalla junto con grandes voces.

Si dirigimos nuestra mirada al centro destacaremos el Chotis, de Madrid. De origen bohemio y nombre derivad del alemán. Llego al Palacio Real en el año 1850 y se hizo muy popular desde aquel momento pasando a ser el baile más castizo de Madrid, su símbolo de festividad. La mujer es la que gira alrededor del hombre, bailándose al son de un organillo. Alguno de los chotis más conocidos de la capital madrileña son ‘La Verbena de la Paloma’ o ‘El Chotis de Don Hilarión’.

Y cómo íbamos a dejar atrás al Flamenco de Andalucía. Porque si hay cosas que nos definen, el flamenco es una de ellas, y además conocido por el mundo entero de su proveniencia española.

Nació en Andalucía durante el siglo XVIII. En la interpretación de este baile se le acompaña del cante y de la guitarra, papel imprescindible aunque también acompañado de otros elementos como por ejemplo las palmas.

Es un baile expresivo e increíble de ver, recomendado de admirar por sus bellos movimientos y su transmisión de sentimientos.

Esta danza surge por la fusión de las formas más clásicas de la danza con los movimientos libres del cuerpo, una manera de expresión nueva y refrescante; la cual hacía unos años sería impensable a la hora de poner en escena o interpretar.

El protagonista principal de la danza contemporánea es el cuerpo del bailarín o bailarina. El cual mediante el movimiento libre de su cuerpo, intenta transmitir sensaciones, emociones, ideas, etc. Las bases principales de esta danza son las mismas que las del ballet clásico, pero en la danza contemporánea se mezclas movimientos corporales libres, acompasados y recientes; propios del siglo XX y siglo XXI.

El inicio de la danza contemporáneo, al contrario de lo que muchos piensan, no es algo tan reciente como se suele llegar a pensar. Aunque mezcla los movimientos del siglo XX y siglo XXI, su origen tiene lugar a finales del siglo XIX, donde el ballet clásico intentaba tomar una forma menos estricta y romper con las normas establecidas y regias del ballet clásico hasta entonces.

El primer cambio que decidieron experimentar los bailarines fue el cambio de calzado. O más que cambio, desaparición del mismo. Comenzaron a bailar descalzos; lo cual les permitía unos movimientos no tan rígidos y acompasados, rompiendo con la tradición sobre el escenario.

Gracias a esta nueva introducción de la dinámica sobre el escenario del ballet clásico, se comenzó a llevar a cabo una técnica clásica la cual chocaba de manera perfecta con otro tipo de movimientos o técnicas, llegando a través de diferentes influencias a bailes como el flamenco o bailes tribales.

Algo que no podríamos haber llegado a imaginar un par de siglos atrás, dado que el ballet clásico tiene unas normas rígidas, estrictas y nadie llegaría a pensar que romper con ellas nos pudiese llegar a dar una tan amplia variedad de danzas y bailes a partir de una sola.

El ballet es una de las danzas clásicas más conocidas alrededor del mundo. Cuyos orígenes los encontramos en la época renacentista italiana, que se desarrolló a lo largo de los siglos XV y XVI. Su expansión fue rápida y mundial; llegando primero a Francia desde Italia gracias a la ayuda de Catherine de Medici.

balletEsta mujer era una noble italiana que terminó casada con el rey de Francia, Enrique II. Por lo que llego a ser reina consorte, y gracias a su afición a esta bella danza la importó desde su país natal hasta Francia gracias a su influencia aristocrática. Una de sus piezas favoritas era ‘Le Paradis d’Amour’, así que utilizó esta preciosa pieza para el enlace de su hija.

El gran desarrollo inicial del ballet fue gracias a la financiación por parte de la aristocracia, desarrollaron el ‘ballet de corte’, cuyo principal fin era el entretenimiento de la aristocracia de aquella época, y los cuales adoraban esta preciosa danza.

La primera pieza que se representó fue el ‘Ballet de Polonais’, gracias a como no podría ser otra persona; Catherine de Medici. Esta fue una manera de homenajear la visita a la capital francesa (París) del embajador Polaco. Esta primera representación de un ballet de corte fue en el año 1573.

El siguiente ballet de corte que se llevó a escena fue unos años más tarde, en el año 1581. Donde la reina consorte de nuevo fue quien produjo esta preciosa pieza de ballet de corte a la cual tituló ‘Ballet Comique de la Reine’. Aunque sí que es cierto que la obra fue producida por Catherine de Medici, fue un hombre; Baltasar de Beaujoyeulx, el que mediante distintos arreglos a esta pieza consiguió una danza casi perfecta.

Lo que ambos creadores del ‘Ballet Comique de la Reine’ pretendían transmitir, eran los principios básicos de la Academia de Baif, por lo que en esta pieza consiguieron la fusión dentro de una obra dramática, de la música, el baile, la poesía y una puesta en escena maravillosa.

Bailaora flamenca y coreógrafa, Cristina Hoyos, se distingue de otras bailarinas de su época por su gran nivel técnico. Desde pequeña ha estado encima de un escenario y ha mostrado su talento por todo el mundo. En algunos países como Japón es totalmente una eminencia del baile flamenco. Cuando Antonio Gades descubrió ese extraordinario movimiento de mano, no lo dudó ni un segundo, y contó con ella para trabajar mano a mano en su compañía.

Después de 20 años, creo su propia compañía debutando en Paris. Pero no solo ha triunfado como bailaora sino también delante de una cámara. Películas como “Torero” o “Montoyas y Tarantos” fueron interpretadas por la sevillana.

Ha recibido numerosos premios entre los que se encuentra el premio Max a la mejor coreografía por Poeta en Nueva York. También fue la que ideó el museo de Baile Flamenco donde se presentaron los nuevos talentos de la danza.

Entre sus galardones se encuentra el Premio nacional de Danza, la medalla de oro de las bellas artes, y el premio Andalucía de cultura de danza. No fue solo premiada en España sino que fue condecorada caballero de la orden de las artes y las letras de Francia.

ssdsSus éxitos no se quedaron ahí, especial mención merece “El Romancero Gitano” y “Viaje al Sur”, “Arsa y Toma”, “Tierra Adentro” y “Viaje al Sur”. Con “Sueños flamencos” Cristina consiguió que fuese su compañía la primera en actuar en el Palais Garnier.

También luchó con el maldito cáncer que le llevó a estar apartada durante un temporada. Con energía y con un libro debajo del brazo volvía tras enfrentarse a esta enfermedad. En él fue capaz de relatar todas sus experiencias y sentimientos que tuvo por título “¡Ánimo p´alante” . Ella se convirtió a partir de ahí, en ejemplo a seguir para muchas personas que como ella sufrieron con esta enfermedad.